martes, 5 de abril de 2011

Traduzca,Ramirito

El morbo que producen estas fotos en que las guaguas chicas están haciendo cuerpo de gente es por la sensación inconfundible que tiene el que las ve de una presencia que no sale en la foto,pero que de alguna manera la protagoniza.Es la del personaje oculto detrás de la guagua, que la está sujetando para que no se vaya de espaldas.Porque ella no se sabe sentar sola.Eso le da al pequeño sujeto de la fotografía un aspecto como de muñeco de ventrílocuo, o de perro embalsamado.

14 comentarios:

carmen dijo...

Ana!!Que bueno encontrarte de nuevo!
Te puse aquí mi saludo porque me da pena esta niña tan tiesa y sola..
Te visito inmediatamente.Tu eres una inspiración para mí.

Evangelina Prieto dijo...

Me maravilla tu inteligencia y forma de ver las cosas. Quisiera ver tus dichos y visiones en un libro, de esos que se acarician y atesoran.
Besotes

Patricia González Palacios dijo...

Hola amiga, me encanta como vez las cosas , no puedo negar que las guaguitas antiguas me dan nerviecitos, es un libro que me encargaron de Ecuador, estoy muy contenta, muchos besitos.

Roberto Anki dijo...

Me acordé de una película: El largo viaje. Ahí me parece que se muestra un "angelito". Un recién nacido muerto vestido de angel y con palos de fósforo abriéndole los ojos.

Usted es crespa, carmen?

Leonor dijo...

ayyy pero que lindos están estos retratos intervenidos Carmen!
para que són? muero de curiosidad
un abrazón

Carolina Durán dijo...

Carmen, como siempre una belleza tu trabajo!!!!
Carolina

sandra conejeros fuentes dijo...

Esta guagua me provoca cosas. No sé si son su cachetitos o esos ojos diciendo quiero volver a mi cuna, o quizas esas alitas ansiosas de aletear. Me provoca cosas. Y me gusta.
Eres maxima Carmen querida!
Muacks! :)

cata silva dijo...

la serie de las guaguas está muy pero muy buena!!!
me da curiosidad saber en que estás... todo lo que he visto de tus trabajos ultimamente me intriga y me gusta.
a todo esto creo que tengo una foto de un funeral de angelitos (eran dos) la voy a buscar y si la encuentro te la mando, quizas te sirvan!!
besos gigantes
cata

MARCO CHAMORRO dijo...

Qué libertad... más liberadora encuentro en todo tu trabajo.
Felicitaciones y muchos abrazos

Miñú dijo...

oh! nunca lo hubiera visto así, me fascinan tus perspectivas!

Eleonora dijo...

Movilizador tu collage, Carmen. Lo primero que pensé al verlo es que se trataba de una de esas fotos que en el siglo XIX sacaban a los familiares recién muertos. Los vestían y componían una escena. Algo más morbo imposible.
Como para subrayar mi impresión, en el texto que elegiste leo "...todavía no tenemos un muerto..."

No tengo tu mail. ¿ Podrías mandarme uno así te escribo? Gracias, Carmen.

Un abrazo

Ballesteros dijo...

Muy buenos los dos retratos Carmen. increibles! ...y qué decir de la historia de Carlos Hervé, un cuento.
un abrazo!

carmen dijo...

Puchas.Tengo mucho trabajo,y no puedo subirlo,porque no está publicado y etc etc.
Eso hace que mi blog sufra por descuido y falta de nutrición.
Les mando un abrazo a mis queridos todos y los visitaré en sus espacios personales.Como siempre.
Volveremos y seremos miles!
(La zombi).

carmen dijo...

Hay que ver el toque siniestro y medio susurrante que produce el párrafo en cursivas..Me encantó.